Texto: Juan Mayorga

Representantes de distintas naciones originarias de México expresaron de manera conjunta su disposición para articularse en organizaciones comunitarias de servicios de agua y saneamiento, a fin de atender estas necesidades en sus comunidades, en el cierre del VIII Encuentro Latinoamericano de Gestión del Agua en Oaxtepec, Morelos.

De manera imprevista, más de 30 integrantes de la delegación mexicana de gestores comunitarios del agua que participó en el evento, subieron al estrado y exhortaron a las autoridades mexicanas a facilitar la legislación e institucionalización de la gestión comunitaria del agua, y llamaron a otras comunidades del país a sumarse a este esfuerzo.

“Hacemos un llamado a nuestras autoridades y a nuestros hermanos para que nos unamos y formamos un frente común. Debemos de sentarnos y llegar a acuerdos por el agua”, indicó César Cruz Benítez, representante de la autoridad tradicional de la localidad de San Ildefonso, municipio de Tepeji del Río, en Hidalgo.

El gestor comunitario hidalguense destacó que en México no existe ninguna ley que regule la gestión comunitaria del agua y secundó las declaraciones hechas el día previo por el gobernador de Morelos, Graco Ramírez, respecto a que el Estado mexicano debe garantizar el derecho humano al agua en lugar del libre mercado.

“Después de este encuentro nos quedamos en las mismas porque las autoridades no nos dan esa atención. En México no existe una ley y se vende el agua a las empresas extranjeras. Podemos hacer una lista de empresas que nos vienen a comprar nuestra agua y en lugar de darnos agua nos dan refrescos”, dijo.

Margarito Reyes Ruiz, gestor comunitario del agua en la localidad de Carlos A. Madrazo, municipio de Calakmul, Campeche, consideró en entrevista que el encuentro de gestores comunitarios indígenas de México realizado en Morelos “es el principio de una asociatividad de los pueblos originarios para proveer servicios de calidad del agua”.

“Para nosotros, las instituciones aun no tienen muy claro el trabajo que realizamos como gestores en nuestras comunidades. Faltan espacios de diálogo y opinión”, añadió Reyes, quien durante las mesas de trabajo, expuso que el gobierno provee agua a su comunidad, pero no potable, de manera que “falta calidad” que debe procurarse comunitariamente.

Tanto en la comunidad de Margarito Reyes como en distintas localidades rurales de México, el trabajo de las organizaciones sociales ha sido un detonador para trabajar comunitariamente por el servicio de agua, según se expuso en el encuentro.

En el caso de la comunidad de Campeche, fue la organización Fondo para la Paz la que “despertó el interés” en este tema, pero fue la organización Cántaro Azul la que motivó a Beatriz a trabajar para conseguir agua potable en su comunidad, San Juan Cancuc, ubicada en los alto de Chiapas.

“Tengo dos niños y veo ahora la diferencia de beber agua tratada, por eso quiero que otras compañeras de la comunidad colaboren, pero es complicado porque hay que motivarlos”, dijo Beatriz en lengua tzeltal, con ayuda de un intérprete de Cántaro Azul.

Norma Pineda Martínez, indígena de la Sierra Mazateca de Oaxaca que trabaja con las organizaciones sociales Escuelas Azules y Neta Cero para proveer de agua mediante sistemas de captación de lluvia a escuelas de la región, destacó que el trabajo de los gestores comunitarios en México benefician los indicadores de salud y desarrollo económico, por lo que debe de propiciarse tanto por el gobierno como por la sociedad.

“Nadie de arriba nos lo va a pedir ni nos va a organizar. Es la necesidad de las mismas comunidades”, aseguró Martínez en entrevista.

En el encuentro, los gestores mexicanos aprendieron de experiencias de alianzas público-comunitarias en países como Bolivia y Ecuador, lo cual les muestra esquemas para trabajar más allá del público-privado, destacó la investigadora de agua del Colegio de México, Judith Domínguez.

Para seguir colaborando con la Confederación Latinoamericana de Organizaciones Comunitarias de Servicios de Agua y Saneamiento (CLOCSAS), que coorganizó el encuentro en Morelos, los gestores mexicanos deberán constituirse en una organización nacional y luego solicitar su inscripción, destacó el presidente de CLOCSAS, Rolando Marín.

 

Distintas Latitudes realiza la cobertura del VIII Encuentro de Gestión Comunitaria del Agua, #VIIIEncuentroGCA.